"KARANIS (KOM AUSHIM)"



Localizado en Fayoum (Fayium) y fundado durante el reinado de Ptolemy II del 3ro siglo A.C., Karanis fue construido alrededor de un templo al dios Petesuchos, dios del cocodrilo: En el santuario de El Fayum tenían un cocodrilo sagrado vivo, Petesuchos ("El que pertenece a Suchos") como encarnación del dios y al que mantenían, en el estanque del templo con brazaletes y collares de oro. Según las referencias de Estrabón el cocodrilo era alimentado con pan, carne y vino, alimentos ofrecidos por los peregrinos que se acercaban hasta el templo a observarle. Un sacerdote se acercaba al animal y le abría la boca mientras otro le daba las ofrendas.

Mientras que la ciudad prosperó y creció otro templo fue construido al norte para el dios Sobek. El templo del sur tiene tres cuartos que sean ligados por un vestíbulo ancho. El umbral principal lleva una inscripción del dedicatee original, Nero, que fue alterado más adelante a el de su tío, Claudius. Un altar grande en el santuario contiene un agujero grande para ocultar a un sacerdote que actúa como oráculo, que era común en muchos templos. Los cuartos del vapor y las piscinas de los baños romanos se pueden todavía considerar en el templo del norte, que ahora es sobre todo ruina. Muchos objetos bien-preservados diarios y el papiro se pueden considerar en el museo próximo.

El Fayum o El Fayún (en idioma árabe: Al-Fayyum: الفيوم tierras pantanosas), es una de las veintisiete gobernaciones de Egipto (provincia), situada hacia el sur del delta del Nilo. Su capital es la ciudad llamada Medinet el-Fayum (Medinat al-Fayyum), situada 130 kilómetros al sudoeste de El Cairo.

El nombre moderno de Fayum proviene del idioma copto efiom o peiom que significaba el lago o el mar, que a su vez proviene de nombre pȝym, del Antiguo Egipto, con el mismo significado, en referencia al Lago Birket Qarun, un lago que ocupa una parte de la cuenca del antiguo lago Moeris.

El Fayum es un inmenso oasis del desierto de Egipto, que se extiende por debajo del nivel del mar dentro de una enorme depresión del desierto Líbico y que comprende un oasis casi circular. Se encuentra a unos treinta kilómetros al oeste del Nilo. Con una extensión de 1.270 km², el Fayum es una región diferente del valle del Nilo y demás oasis del desierto: sus campos son abonados e irrigados gracias a un canal que proviene del Nilo, el Bahr Yussef "Canal de José", que discurre durante cientos de kilómetros casi paralelo al río, por una depresión del desierto situada al este del valle, hasta el lago Fayum (Moeris en griego), una gran superficie de agua dulce en la antigüedad, pero actualmente de agua salada y dimensiones más reducidas. El canal, originariamente un proyecto de irrigación de los faraones tebanos, fue restaurado por Saladino, el sultán de Egipto en el siglo XII.

Gracias al Bahr Yussef, a partir de la dinastía XII, el Fayum se transformó en una rica región agrícola. La superficie del lago Birket Qarun es de cerca de 200 km². Diferente de un oasis típico, cuya fertilidad depende solo del agua obtenida a partir de sus manantiales, la tierra cultivada en el Fayum está constituida por limo del Nilo aportado por el Bahr Yussef.

Al sudoeste del Fayum, y de la provincia, está la depresión de Gharak. Uadi Rayan es otra depresión, totalmente estéril, de 725 km², situada al oeste de Gharak. Toda la región está bajo el nivel del mar, y excepto la entrada al canal, está rodeada por las colinas libias. La parte más baja de la provincia, el extremo noroeste, está ocupada por el lago Birket Qarun que está 43 metros más bajo que el nivel del mar Mediterráneo.

El Fayum era en la antigüedad el XXI nomo del Alto Egipto, denominado Atef Pehu «Sicomoro del Norte». Su capital fue llamada Shedet o Per-Sobek «Casa de Sobek», cambiando su nombre en la época ptolemaica a Cocodrilópolis y, posteriormente, a Arsínoe.

El verdadero lago era conocido durante el Imperio Antiguo como Sh «lago», o sh-rsy «lago del sur». El Fayum recibió particular atención de varios soberanos de la dinastía XII que fueron los promotores de amplios trabajos de canalización y mejora de la región que se convirtió en un centro agrícola de primera importancia en Egipto desde el Imperio Medio. El lago de El Fayum, gracias a estos trabajos de canalización, era una cuenca de reserva reguladora de las crecidas del Nilo. En el transcurso de milenios sufrieron un abandono progresivo las instalaciones y los terrenos cultivables situados sobre las amplias márgenes de la cuenca interna. La principal divinidad egipcia venerada en la región fue el dios Sobek.

La región, una de las más fértiles de Egipto, produce algodón, lino, cáñamo, arroz, caña de azúcar, rosas, naranjas, melocotones, granadas, higos, uvas y aceitunas. Entre las actividades económicamente importantes están la cría de ovejas y de aves de corral, la pesca y la fabricación de la mayoría de las rosas de Attar producidas en Egipto.

La principal comunidad de esta región es la ciudad de Fayum (población aproximada, 167.100 habitantes), el centro mercantil de muchos de los productos agrícolas que se producen.

El emplazamiento de la antigua ciudad de Cocodrilópolis (Arsínoe), de importancia arqueológica, está muy cerca de esta ciudad.

REFERENCIA DIDÁCTICA

REFERENCIA DIDÁCTICA

Al lado de la carretera del desierto de Gizeh, junto a la entrada norte de al-Fayum, se extiende el vasto asentamiento de Karanis, que floreció durante los siglos II-III d.C. . Los objetos de uso cotidiano encontrados allí proporcionan una imagen polifacética de la ciudad, cuyas viviendas aún están bastante bien conservadas en muchos casos. Sin embargo, lo más interesante son los 5.000 fragmentos de papiros y ostraca con información acerca de la vida económica en el Egipto romano. En la ciudad había varios santuarios de caliza consagrados a una forma local de Sobek, y también a Serapis y a Zeus-Amón.

Al norte del lago Karun, sobre una loma situada en el desierto se  yergue el santuario de Qars es-Sagha, que data de las postrimerías de la XII dinastía. Sus muros están construidos con enormes bloques de caliza. La entrada central conduce a una estrecha sala transversal (21 m de anchura). En su pared posterior hay siete capillas alineadas que carecen de decoraciones e inscripciones, al igual que el resto del templo. Se desconoce, por consiguiente, a que divinidades estaba consagrado el recinto. Es probable que deban buscarse en el entorno de los grandes dioses de al-Fayum (Sobek, Renenunet y Horus).